Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. | VER MAS

Juegos de Casinos / Keno / Reglas

Ranking Salas de Casino

Casa Valoración Bono
No hay datos disponibles

Reglas de Keno

Keno

Jugar al keno, como a la mayoría de juegos de hacer, no suele ser muy complicado. Y es que, al no tener control sobre las jugadas, las reglas son simples y es muy fácil aprenderlas. Eso sí, existen opciones para “aprovechar” al máximo esas reglas en nuestro beneficio, algo totalmente legítimo si además tenemos en cuenta que el keno es uno de los juegos que mayores beneficios puede dar al casino, que tiene una ventaja de más del 25% en este juego. Y si es tanta la desventaja del jugador, ¿porqué el keno se ha hecho tan popular en los casinos de todo el mundo?

Pues por el simple hecho de que es un juego muy emocionante, que reparte muchos premios, algunos de ellos realmente grandes, con apuestas ínfimas. El riesgo de perder una gran cantidad de dinero es mínimo, y a cambio podemos obtener unos buenos beneficios, a poco que la partida se nos de bien. Es un juego que, a pesar de toda la emoción que genera, no necesita de nuestra entera atención, como el poker o el blackjack, y por eso muchos jugadores lo utilizan para “descansar” de otros juegos y relajarse, ya que los salones de keno en cada casino son, posiblemente, uno de los lugares más tranquilos del edificio.

Y es que muchos jugadores deciden participar de las partidas allí mismo, relajados y tomándose una copa mientras rellenan sus cartones de keno, a la espera de que la suerte les sonría con las bolas afortunadas. Pero muchos otros, al no tener que estar pendientes de las propias partidas, solo del resultado, juegan al keno desde cualquier lugar del casino, simultaneándolo incluso con otro juego. En los marcadores del casino se muestran siempre las combinaciones ganadores del keno, para que desde cualquier estancia, el jugador pueda comprobar su suerte.

Pero, ¿de qué trata concretamente el keno? ¿Cómo se juega? ¿Cuáles son sus reglas? A continuación las vamos a explicar.

Cómo se juega al keno

Dado su gran parecido a la lotería o incluso al bingo, el keno es un juego muy fácil de entender por casi cualquier persona, ya que estamos acostumbrados a jugar a esos juegos, y nos adaptaremos de forma muy fácil a la mecánica del keno. Contamos con un cartón en el que vienen inscritos 80 números, del 1 al 80. En ese momento, debemos escoger uno, dos, tres o hasta 20 números de los que aparezcan en el cartón, y seleccionarlos tachándolos. Hay que tener en cuenta que cuantos más números tachemos, más grande es la cuantía del premio que podemos conseguir, pero también es más complicado obtener cualquier premio, no ya el  más grande, sino incluso el más pequeño.

Por ejemplo, si seleccionamos solo cinco números, la cuantía del premio no llegará a ser importante (seguramente solo de unos 500 dólares/euros con una apuesta de 1 dólar/euro por cartón) en caso de acertarlos todos. Sin embargo, si escogemos los 20 números que tenemos de máximo, es mucho más probable acertar no ya los 20, pero al menos si cinco, o incluso más. El caso es que, al apostar por tantos números, las apuestas solo se empezarán a pagar a partir de cinco o seis aciertos, y tampoco serán tan importantes. En definitiva, podemos ganar más dinero acertando cuatro números de los cinco que hemos seleccionado, que acertando ocho si seleccionamos veinte números en total. Esta es una de las primeras cosas que debemos tener en cuenta en el keno, porque no hará variar la forma de jugar, está claro.

Una vez ya tengamos  nuestros números escogidos en el cartón de keno, esperamos a que se extraigan las 20 bolas escogidas al azar, si estamos en un casino tradicional, o automáticamente veremos como aparecen los números agraciados, si estamos jugando online. Obviamente, nuestro objetivo es conseguir que todos nuestros números, o al menos el máximo de ellos, resulten agraciados. Lo comprobaremos y, en caso de contar con un premio, podremos canjear nuestro cartón por dicho premio. Al ser un juego muy rápido, cada partida dura tan solo unos minutos, cinco o seis como mucho en los casinos. En las partidas online aún menos, ya que el sorteo se hace de forma automática una vez que hayas terminado de escoger tus números.

Cuantía de las apuestas

Normalmente, el jugador suele apostar un dólar o euro, dependiendo del casino en el que se encuentre, por cada partida de keno, al rellenar cada cartón. No importa la cantidad de números que escojamos, la apuesta se realiza por cartón, no por la cantidad de números que seleccionemos en ellos. De esta forma, lo usual es que en una apuesta simple de keno apostemos por unos números determinados marcados en el cartón, con 1 dólar o euro.

A veces, los casinos nos ofrecen los premios no como fijos, sino como múltiplos de lo apostado, por lo que permiten apostar más de 1 unidad en cada jugada. Por ejemplo, si el premio por acertar 8 números de 10 es 1.000 veces la apuesta realizada, al jugar con solo un euro obtendremos 1.000 de premio, pero si jugamos con 10 euros lograremos 10.000 euros de premio. Esto es importante porque podemos multiplicar nuestros beneficios rápidamente, pero también es una forma de perder más fácilmente nuestro depósito.

Existen muchos tipos de apuestas diferentes en el keno, y cada una de ella requiere un tipo de pago, como veremos en el siguiente artículo de forma más detallada.